Hay que reconocer que el trasplante capilar es una opción que ha tardado más de lo debido en instalarse en España. No nos referimos al hecho de someterse al tratamiento en sí, sino más bien en conocer la calidad de las clínicas de nuestro país por parte de los clientes. Hace años, se extendió la idea generalizada de que la mejor opción era irse a Turquía a someterse a dicho tratamiento. Bien es cierto que en dicho país existen profesionales de buen nivel capaces de llevar a cabo las técnicas actuales. Sin embargo, no es menos verdad que su gobierno invierte grandes cantidades en publicidad y promoción de este sector dentro de sus fronteras. Llegados a este punto, ¿Conoces las ventajas del injerto capilar llevado a cabo en España y cerca de dónde vives?

El precio

Siempre se ha dicho que una de las ventajas del injerto capilar realizado en Turquía consistía en su bajo coste. Y puede ser cierto, en parte. Los precios de los servicios o productos en un determinado sector no tienen que ver con la buena o mala voluntad de las clínicas o profesionales. Más bien tienen que ver con la demanda y con el abaratamiento (con el tiempo) de las tecnologías y elementos necesarios para llevar a cabo estos procedimientos. Por no hablar de las subvenciones. En la actualidad, España no solamente ha igualado las tarifas de otros países punteros en el microinjerto de pelo, sino que incluso es más competitiva. En las clínicas de nuestro país, puedes encontrar tratamientos completos de trasplante capilar por unos 2.500€. Ostensiblemente menos de lo que supondría un tratamiento igual en otros países asumiendo costes de viaje y alojamiento.

Supervisión

Otra de las ventajas del injerto capilar una vez se realiza en España es la posibilidad de contar con profesionales cercanos para llevar a cabo la vigilancia del tratamiento y estudiar su evolución para que el resultado sea el deseado. Este periodo del proceso es igual de esencial que la propia intervención.

Recomendaciones

Se trata de una decisión que no es fácil de tomar. Hay que seleccionar profesionales de la máxima confianza y prestigio para llevarla a cabo. Por ello, una de las mayores ventajas del injerto capilar a la hora de hacerlo en España es la oportunidad de contar con recomendaciones fiables y cercanas. Ya sea a través de usuarios o clientes anteriores en sus sitios web, fichas de Google o redes sociales. Toda referencia es una buena brújula.

 

De este modo, las ventajas del injerto capilar realizado en España son muchas y muy a tener en cuenta. Se trata de un sector que en nuestro país ha crecido asumiendo su propia demanda y cuenta con una calidad enorme de profesionales, clínicas, procedimientos y medios tecnológicos de última generación. Ya no te hace falta consultar fuera. Lo que hace falta es rodearse de buenos especialistas, consultar opiniones y comparar los diferentes servicios.

Deja un comentario